El presidente Sebastián Piñera ya no solo frustra al país, también a toda la derecha

Presidente Sebastian Piñera
Presidente Sebastián Piñera

 

El presidente Sebastián Piñera ha logrado lo que quizás ningún presidente había conseguido antes, el ser rechazado tanto por la oposición y por gran parte de su coalición de gobierno, ya que no logro manejar ninguna de las situaciones criticas antes del 18 de octubre previas a cuando comenzó el estallido social, y luego de pasado casi un mes del comienzo de la crisis política que enfrenta su gobierno, decidió realizar un pacto por la paz que llevaba en su contenido la apertura a una nueva constitucion como que si eso le diera la llave para volver a retomar la legitimidad de gobernabilidad, cosa que nunca paso porque no es eso lo que pedía la gente en las calles, desde un comienzo la petición era su renuncia, y como eso no se concreto el descontento sigue, pero a la vez esta decisión para mantenerse en el cargo de presidente de la república ha hecho que los partidos políticos que lo apoyaron para llegar a la presidencia estén duramente enfrentados por su propia decisión de ofrecer constitucion por estabilidad política.

Ahora lo que vemos es a dirigentes políticos de Chile Vamos enfrentados por este camino ya decidido desde la moneda, que es avanzar hacia una nueva constitucion, esta decisión del presidente tiene en el presente una fuga de renuncias de partidos de la derecha mas dura de la UDI y de RN pasándose al partido Republicano del Ultraderechista José Antonio Kast, y a la vez con declaraciones cruzadas de los timoneles de la UDI y RN.

Entre acusaciones de los militantes y partidarios de la Derecha que expresan dichos como traición y que el gobierno de Piñera se vendió a la izquierda, y que ellos no votaron por el presidente para que cambiara la constitucion, el problema que esta derecha que reclama no asume su voto, no asume que cuando el presidente Sebastián Piñera acuso de cómplices pasivos a varios personajes de la derecha política no era una casualidad, era el alejamiento efectivo del Pinochetismo, aunque el actuar de Piñera en la crisis que vive el país hizo que su faceta de terror a los cambios sociales y de un pueblo reclamando por mejoras en su vida y una alza del metro, lo hiciera regresar 30 años con el relato del enemigo poderos e implacable.

El problema que sufre el gobierno de Piñera es bien simple, solo que mucha gente no quiere aun reconocer el problema, que es el mismo presidente, su actuar en el pasado político empresarial, no lo permite poder implementar ninguna agenda que vaya en respuesta a combatir los abusos o la corrupción, ya que la estela que tienen los dineros de Piñera a lo largo de su vida no es precisamente lo mas transparente, ademas de que el estado de excepción usado para arreglar un problema de alza de metro y de rechazo a su propia imagen presidencial condeno su gobernabilidad a esta inestabilidad política en que hemos sido arrastrados todos los Chilenos.

Como ya lo he manifestado antes, el mayor problema de Chile en este momento es el mismo presidente Sebastián Piñera, que en el afán de tratar de mantener apoyo político, siguió en el mismo relato e incluso le agrego, la intervención extranjera, con eso no solo llevándose el malestar de gran parte de la ciudadanía, si no las burlas por tener como único método de mantención de estas tesis un informe de las redes sociales y no pruebas contundentes con detenidos sobre las quemas de metro y destrucción de infraestructura publica y privada.

Ahora tenemos la situación que no solo el país completo esta frustrado ante los tiempos mejores de Sebastián Piñera, si no que también su coalición de gobierno que se enfrenta cada día con declaraciones cruzadas que tienen en discusión las posturas sobre el tema de nueva constitucion, pero que curiosamente todos estuvieron de acuerdo de firmar la mal llamada paz el día 15 de noviembre, entre partidarios descontentos que suelen atacar y disparar para todos lados sin encontrar respuestas, los mas fanatizados recordando fotos del general Pinochet, tratando de elevar al icono de caudillo a Kast, pero que en el fondo están completamente frustrados defendiendo una constitucion que el presidente que ellos eligieron prefirió entregar para quedarse en el poder y cumplir su periodo presidencial, como si eso hubiese sido el problema de fondo del comienzo de esta crisis, y no reconocer que el mayor problema de la crisis tiene nombre y apellido Sebastián Piñera Echeñique.

Luis Mendez

Chileno Con pensamiento Crítico, de Tercera posición

Participa!!! Todos los comentarios serán aceptados siempre en el marco del respeto